Peugeot 504 4×4 Dangel: del Dakar a las calles

Peugeot 504 4×4 Dangel: del Dakar a las calles

O cómo fue uno de los primeros todoterrenos a la francesa


Tiempo de lectura: 4 min.

El 12 de septiembre de 1968, Peugeot presentó al público su nuevo modelo: el 504. Este se posicionó como el punto más alto en la gama del fabricante galo, y como era habitual en ese entonces, se ofreció en multitud de carrocerías y de variantes. Además de la forma sedán y familiar, también hubo un coupé/cabrio firmado por Pininfarina e incluso dos versiones de tracción total. Estos últimos eran el Peugeot 504 4×4 Dangel.

Un modelo que no nació hasta 1982, cuando las marcas francesas dominaban el rally más duro del mundo, el Dakar. Si la carrera ya era legendaria en su día, aún no había adquirido dimensiones industriales hasta la llegada de Peugeot. Porque esta carrera dio la idea de una producción marginal: los 4×4 todavía eran raros en nuestras carreteras y, a menudo, tenían un uso muy profesional. Por aquellos años, la casa del león se dio cuenta de que quizá podía tener una especie de todoterreno entre sus filas.

Aunque la participación francesa en el mundo de los todoterreno era escasa, Peugeot también vio rápidamente su interés en trabajar oficialmente con Dangel: gracias a esta nueva oferta, Peugeot podía ofrecer una solución eficaz a un precio menor a profesionales aún sensibles al aspecto patriótico, e intentar resistir el ataque nipón en África. En 1980, y con el apoyo de Peugeot, Dangel crea entonces su empresa en Alsacia, y la producción de las versiones 4×4 comienza en julio de 1981 para salir medio año después.

Peugeot 505 Break 4x4 Dangel y Peugeot 504 4×4 Pickup Dangel (2)

A pesar de ser un territorio variado, rural y montañoso, Francia nunca ha sido un país de 4×4, dejando a los británicos (Land Rover) o a los japoneses para precipitarse en este nicho

La base para crearlo sería el Peugeot 504 Break, y el especialista en el mundo off-road Henri Dangel el encargado de hacerlo realidad. Por primera vez, estos 504 elevados equipados con una tracción total inventada por Dangel participaron en el Dakar: un total de 12 ejemplares de esta curiosa máquina se alinearon en la salida, de un total de 236 participantes. No había nada similar al 504 4×4 Dangel: un familiar sobreelevado con grandes neumáticos pensados para las dunas del desierto y un efectivo sistema 4×4.

Para moverse, hacía gala bien de un motor de gasolina de 2,0 litros y 96 CV o de un diésel de 2,3 litros y 70 CV. Aunque no parecen números muy motivadores, el 504 4×4 Dangel hizo maravillas y rivalizó con los “4×4 reales”. Por supuesto, el eje trasero requería un poco de destreza (especialmente en la versión pick-up), pero sus capacidades demostraron que no era bricolaje rápido en un pequeño cobertizo. Por supuesto, el apoyo de Peugeot también permitió el desarrollo de la empresa Dangel hasta hoy.

Peugeot 504 4x4 Dangel (4)

Para promocionar al nuevo todoterreno francés no había nada como el Dakar, aunque en la edición de 1982, solo el pick-up n°228 de Marty y Cazalot terminó la carrera, en el puesto 49

Pero no solo los equipos de rally estaban interesados en el modelo, tanto el ejército como la Gendarmería también eran buenos clientes, especialmente con la conversión a camioneta que Dangel asimismo ofrecía. Los bomberos también quisieron tener unas pocas unidades de este rústico y aventurero vehículo, así como muchos particulares. Se fabricaron un total y 1.142 familiares y 3.168 pick-ups entre julio de 1981 y noviembre de 1985, justo antes de ser reemplazados por el más moderno 505 4×4 Dangel.

Dangel todavía existe hoy y continúa transformando algunos modelos de Peugeot en 4×4 (esencialmente la Partner). Pero la organización industrial (el 504 fue fabricado por Peugeot y luego transformado por Dangel) impidió la verdadera producción en masa. Así, el Peugeot 504 4×4 Dangel permaneció confidencial y confinado al mundo militar o profesional hasta la llegada del 505. Hoy día no son tan difíciles de encontrar, pero necesitan cariño dado que la gran mayoría son vehículos militares fuera de servicio.

Galería de fotos

COMPARTE
Sobre mí

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches, y ahora también las motos. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

Francisco Javier Rodriguez

En la época en la que pasaba el día dibujando coches, alguien me preguntó: ¿pero a ti te gusta más la mecánica o la carrocería de los coches? Esa misma semana leí el Manual del Automóvil de Arias Paz. Tenía 14 años, esa simple pregunta es la razón por la que estoy aquí, desde entonces no he parado de aprender sobre lo que se convirtió en mi pasión.

Ángel Arias

La historia del automóvil está llena de grandes emprendedores, de ideas arriesgadas, curiosas casualidades, irreconciliables enemistades y muchos fracasos. Es un mundo intenso y fascinante del que muchos hemos quedado cautivados. Cualquier vehículo con un motor me parece interesante, ya sean motocicletas, automóviles, camiones, aviones o barcos; es estupendo sentir la brisa del viento en la cara sobre uno de ellos. Si estáis aquí es porque compartimos afición.

Alejandro Delgado