El nuevo Ford Ranger Raptor, será la primera versión del pick-up yankee que llegará a Europa

El nuevo Ford Ranger Raptor, será la primera versión del pick-up yankee que llegará a Europa

Tras el verano, podrás comprar un Ranger Raptor desde 66.200 euros y disfrutar de su nuevo motor de gasolina


Tiempo de lectura: 9 min.

Cuando Ford decidió poner en Europa uno de sus deseados Raptor, lo hizo sobre la base del Ranger, el pick-up que se vendía en el viejo continente y aunque era un bicho de cuidado, grande, espectacular y bien equipado, te dejaba con un sabor agridulce cuando lo conducías. Básicamente, había que achacarlo al motor, un diésel de 213 CV que, a todas luces, se quedaba un poco corto para semejante aparato. Sobre todo si lo comparabas con el F-150 Raptor estadounidense… pero eso se queda atrás con la nueva generación del Ford Ranger Raptor.

A finales del año pasado la firma norteamericana presentó el nuevo Ranger, la renovación total del pick-up que tiene actualmente a la venta y que, obviamente, llegará al Viejo Continente. Hay que tener en cuenta que el Ford Ranger es uno de los pick-up más vendidos de Europa (uno de cada siete pick-up vendidos es un Ford Ranger) y es evidente que los yankees no perderán la oportunidad de seguir por ese camino.

No obstante, lo curioso es que la primera versión que tendremos en Europa del Ranger es el coche que ves en las fotos, el Raptor, cuyo precio arranca en 66.200 euros. El resto de la gama no estará disponible hasta el año 2023, para cuando los propietarios que haya adquirido un Raptor ya estará recibiendo su nuevo juguete, cuyas entregas comenzarán en otoño de 2022. El siguiente en llegar será el Ranger 3.0 V6 diésel, para el primer trimestre de 2023.

Es significativamente más rápido, se ve increíble, está repleto de nuevas funciones y es el Ranger más resistente que jamás hayamos fabricado” – Dave Burn, ingeniero jefe de programas de Ford Performance para la Ranger Raptor

ford ranger raptor (2)

Más cuadrado, más macizo, menos racing

La nueva generación del Ford Ranger Raptor ha sido desarrollada por Ford Performance, pero más concretamente, por el equipo australiano de Ford Performance, quienes, como decíamos al principio, han ido un pasito más allá en cuanto a prestaciones, para que aquellos que vieron un tanto floja a la primera generación del Ranger Raptor, no tuvieran quejas. Sin embargo, al tiempo que han introducido más músculo mecánico, han dejado escapar el músculo visual.

Esto es, el nuevo Ford Ranger Raptor tiene una imagen menos potente, menos racing. Sus formas son más cuadradas, más macizas y más cercanas a las de su hermana yankee, el F-150 Raptor, pero falta algo de agresividad. El frontal sigue siendo enorme, espectacular con el nombre de la marca de tamaño descomunal y más llamativo que antes por sus formas cuadradas y las luces diurnas en forma de C, pero todo lo demás pierde algo de esencia, no es tan deportivo como antes.

Mantiene las vías ensanchadas y las aletas con los apéndices de plástico negro, que tan buena imagen consigue, así como las llantas de 17 pulgadas con neumáticos todoterreno (exclusivos para el Raptor) y una buena altura respecto al suelo, pero la generación saliente ofrece algo adicional en cuanto a imagen. Sus formas cuadradas, por ejemplo, restan dinamismo y al haber mucha cantidad de chapa, hace que las ruedas parezcan más pequeñas y que la imagen general sea más pesada a la vista.

ford ranger raptor (11)

Ahora sí, ¡un V6 3.0 biturbo bajo el capó!

El primer Ranger Raptor era más cañero en cuanto a diseño, pero en prestaciones las cosas cambian y mucho. Ahora, la nueva generación del Raptor esconde un motor V6 3.0 biturbo de la familia EcoBoost, el mismo que monta el Bronco Raptor de 400 CV, aunque en esta ocasión no llega tan lejos. El nuevo Ford Ranger Raptor anuncia 212 kW (288 CV) y 491 Nm de par.

Dicho motor cuenta con un bloque de cilindros de grafito-hierro compactado, que es alrededor de un 75% más resistente y hasta un 75% más rígido que el hierro utilizado en las fundiciones tradicionales. Los turbos tienen un sistema anti-lag, inspirado en el sistema que usa el Ford GT en competición y el Ford Focus ST, con la idea, obviamente, de hacer más rápida la respuesta al acelerador. Por ejemplo, con el modo “Baja” (uno de los varios programas disponibles), los turbos siguen girando hasta tres segundos después de que el conductor levante el pie del acelerador. De esta forma se mantiene la presión en los turbos y la respuesta es mucho más rápida, incluso cuando se cambia de marcha.

El motor de 3.0 litros aporta una dinámica diferente a la Ranger Raptor que satisfará incluso a los entusiastas del rendimiento más exigentes. La aceleración y el rendimiento bruto del nuevo sistema de propulsión te dejan con una sonrisa de oreja a oreja” – Dave Burn, ingeniero jefe de programas de Ford Performance para la Ranger Raptor

Junto al nuevo motor, hay un escape activo, controlado electrónicamente, que amplifica el sonido del motor en cuatro niveles seleccionables por el conductor. Los modos son: Silencioso, que poca explicación necesita; Normal, cuya nota de sonido es ligeramente más elevada que la del silencioso y se aplica de forma predeterminada cuando se circula con los programas Normal, Slippery, Mud/Ruts y Rock Crawl; Sport, que como cabe esperar, ofrece una nota de sonido más elevado y el último, llamado Baja, que ofrece la nota de sonido más elevada y está pensado únicamente para su empleo fuera de vías públicas.

Respecto a la transmisión, es un cambio automático de 10 relaciones, unido al sistema de tracción total permanente, con reductora de dos marchas y bloqueo de los diferenciales delantero y trasero.

Aunque no lo parezca, es más rápido campo a través

Hemos comentado que estéticamente no es tan aparente como la generación saliente, pero dinámicamente está un paso, o quizá dos, por delante. Por ejemplo, el chasis cuenta con refuerzos en zonas como el pilar C, la zona de carga y el hueco de la rueda de repuesto. También tiene marcos únicos para el paragolpes, las torretas de los amortiguadores delanteros y el soporte para los amortiguadores traseros.

La suspensión es completamente nueva, con brazos de control (superiores e inferiores) se fabrican con aluminio, mientras que el eje trasero incorpora timonería de Watt para mejorar el control en terrenos irregulares a alta velocidad. Por supuesto, los amortiguadores están firmados por FOX, con control de amortiguación sensible a la posición. Según cuenta la marca, son los amortiguadores más sofisticados que se han usado nunca en un Ford, con un sistema antifricción de aceite infundido con teflón (reduce la fricción interna un 50%).

No obstante, la marca americana deja bien claro que los amortiguadores, aunque firmados por FOX, la puesta a punto ha sido cosa de Ford Performance, al igual que su desarrollo, para lo que se ha empleado una combinación de ingeniería asistida por ordenador y pruebas reales en pista y en carretera. Pero no desaprovechan la ocasión para incorporar otros sistemas de FOX como el “Bottom-Out Control, desarrollado en competición, un sistema que aumenta la rigidez de la suspensión en el último 25% de recorrido.

El Ford Ranger Raptor es un vehículo pensado para ir “a fuego” por terrenos rotos y caminos no asfaltados, así que está expuesto a golpes de todo tipo. Por eso, como cabe esperar, los bajos están protegidos con unas planchas de acero de alta resistencia con 2,3 milímetros de espesor.

Sabíamos que los clientes esperarían un rendimiento mejorado con la nueva generación del Ranger Raptor, pero no estoy seguro de que realmente estén esperando el enorme salto que hemos dado. Es un pick-up realmente divertido de manejar y creo que el desempeño en bruto los dejará boquiabiertos” – Dave Burn, ingeniero jefe de programas de Ford Performance para la Ranger Raptor

Diferentes modos para conducción off road

Ford destaca en su nota de prensa que este nuevo Ranger Raptor, es el primero de familia Raptor es montar un sistema de tracción total permanente, con caja de transferencia de dos velocidades controlada electrónicamente que es totalmente nueva. También cuenta con siete programas de conducción, tres diseñados para circular por asfalto y cuatro para off road.

Los modos para carretera son:

  • Normal: diseñado para brindar comodidad y eficiencia de combustible
  • Sport: más receptivo para una conducción en carretera enérgica
  • Slippery: para una conducción más segura en superficies resbaladizas o irregulares

Para off road:

  • Rock crawl: para un control óptimo en conducción a muy baja velocidad sobre terrenos extremadamente rocosos e irregulares
  • Sand: optimiza los cambios de marcha y la entrega de potencia para progresar en arena y nieve profunda
  • Mud/Ruts: para un agarre máximo durante el lanzamiento y para mantener el impulso del vehículo
  • Baja: establece todos los sistemas en el ataque máximo para un rendimiento todoterreno máximo de alta velocidad

Además, hay que sumar otra función llamada Trail Control, que es algo así como un control de crucero para todoterreno. El conductor selecciona una velocidad por debajo de 32 km/h y el sistema gestiona el acelerador y los frenos al tiempo que el conductor se centra en lo que tiene por delante.

Realmente queríamos que el modo Baja fuera la máxima expresión de la capacidad todoterreno de alta velocidad. Es una característica central de lo que espera el cliente de la Ranger Raptor” – Dave Burn, ingeniero jefe de programas de Ford Performance para la Ranger Raptor

Galería de fotos

COMPARTE
Sobre mí

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches, y ahora también las motos. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

Jaime Peralta

Me llamo Jaime Peralta Sánchez y soy estudiante de Comunicación audiovisual en la Universidad Rey Juan Carlos.